Pervertidos

Hay tantas cosas pervertidas que quería hacerte. Quería que nos fuésemos rápido de la fiesta solo para poder fundirnos en uno. Quería que me volvieses a proponer más de una situación pervertida. Hacer bromas subidas de tono que sólo tú y yo entendemos. Quería que me pusieses a mil solo con mirarme o con hacerme ese gesto tuyo. Quería intentar alargar el momento el máximo tiempo posible y hacerte suplicar. Me encantaba mirarte a los ojos y que nos empezáramos a reír a carcajadas por pensar lo mismo. Quería que me volvieses a abrazar por detrás y sentir tu respiración en mi cuello, volver a besarnos hasta que alguno se quedase sin respiración. Quería hacerte tantas cosas que muchas de ellas ni si quiera pueden ser escritas. Amor, tenía tanto pensado para ti y para mi, una lástima que todo se quede en eso, un simple pensamiento. 

Fuimos, somos y seremos unos pervertidos que pierden la cabeza cuando se ven.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Que te rompan el corazón...