Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de diciembre, 2015

Invierno

Esperaba un invierno frío como el hielo, que me recordara a cada segundo que te había perdido. Sin embargo, es cálido, tan cálido como cada uno de tus besos y, sinceramente, es mucho peor recordar lo bien que se sentían tus besos que tu partida.

Su silueta

En una habitación de hotel.
Cuando el sol esta cayendo.
Envuelta en la sábana,
después de pasar un día entero
al lado de su amante,
se levanta de la cama.
Con toda la maldita suerte,
de que los pocos rayos del sol
que resisten a la batalla con la noche,
rodean su cuerpo
y crean el cuadro más perfecto,
del cual hasta Picasso tendría envidia.

Loca

Llevo tantos días tirada en la calle preguntando por ti, que ya perdí la cuenta. La gente me mira como si estuviera loca, en realidad lo estoy, pero por ti. He encontrado tu casa; no he tocado, pero estoy día y noche en la puerta esperando que salgas. He estado, uno por uno, en todos tus lugares favoritos. Creo que ayer te vi; no estoy segura, pero creo que eras tú. Quise acercarme pero, de repente, me di cuenta que tu marcha era mi inspiración y que, aunque me duela, prefiero verte lejos de mi pero feliz.

Quiero...

Quiero que el olor a café
me levante cada mañana.
Que cuando baje las escaleras
te encuentre a ti al pie de ellas.
No necesito un "buenos días princesa",
solo quiero que me mires a los ojos y me sonrías.
Que cuando entre a la cocina
vea que has hecho el desayuno para ambos.
Quiero que bailemos nuestra canción favorita
durante la noche eterna.
Quiero que me vuelvas a enamorar
otra vez cada segundo de mi vida.
Tu, yo y una cama.
Bajo un cielo estrellado,
en una noche blanca,
en el lugar más remoto del mundo.
Donde las horas serán eternas.
Donde desataremos nuestras pasiones.
Donde yo seré tuya y tu serás mio.